Ese primer partido se antoja como una invitación directa a hacer las maletas | Maxim México tiene todo lo que necesitas para disfrutar de la vida | Maxim México

Ese primer partido se antoja como una invitación directa a hacer las maletas

Platicamos con el escritor mexicano Carlos Velázquez acerca de futbol y (sus) libros.

Autor: Andrei Vásquez 11 junio, 2018


futbol amateur
Foto: bort.i on VisualHunt.com / CC BY

 

El escritor mexicano Carlos Velázquez nos habla sobre sus libros y el futbol

 

 

Platicamos con Carlos Velázquez, autor de El pericazo sarniento (Ediciones Cal y Arena, 2017) y La biblia vaquera (Sexto Piso, 2011), entre otros libros cuyo común denominador es que morirás de la risa (y que están bien escritos, claro). Lo leímos hace algunos años y nos voló la cabeza, lo incluimos en un antiguo artículo llamado 5 escritores menores de 40 que debes leer en 2015  y ahora lo buscamos para hablar sobre futbol y literatura (a propósito del mes mundialista que se acerca).

 

La gente suele relacionar a los escritores con asuntos ajenos al futbol. ¿Cómo es tu relación con este deporte?

En mi libro La efeba salvaje –(Sexto Piso, 2017)– hay dos cuentos en los que se toca el tema del fut. Muchacha nazi, que es la historia de un apostador que conoce a a una alemana en la CDMX durante la final del Mundial Brasil 2014 y La efeba salvaje, que trata sobre una chica del clima que es transferida al departamento de deportes del canal donde trabaja. Además, por estos días sale un libro colectivo sobre el fut en Sexto Piso donde colaboro con un texto en el que intento desmenuzar mi relación con el balón y sus derivados –(se refiere a Breve historia del ya merito).

 

Breve historia del ya merito

 

 

¿Cuál ha sido tu mejor experiencia como aficionado?

Presenciar cómo mi equipo, Santos Laguna, se coronó en el estadio Territorio Santos Modelo (TSM) en el Clausura 2012.

 

¿Y la peor?

La balacera que se presentó en el TSM en 2011. No estuve presente, me dio güeva el rival, era el Morelia, pero verlo por la TV y el clima que se vivió en la ciudad durante los siguientes días fue algo bastante doloroso para los amantes del fut, para la ciudad, para la afición. El deporte, el equipo al que considerábamos sagrado, fue profanado.

 

¿Crees que la actividad de escribir tenga puntos en común con jugar futbol? Y en ese caso, ¿qué posición jugarías en la cancha?

El fut es magia. Y ese tipo de milagros que ocurren en la cancha pasan todo el tiempo en la página. Más que como jugador, me veo como director técnico. Me encantaría ser el capataz que latiguea a todo el plantel.

 

¿Cuándo fue tu debut?

En 2004 con un libro de cuentos que se llama Cuco Sánchez Blues –(Editorial La Fragua).

 

¿Cuál ha sido tu mejor gol?

Creo que el cuento titulado El resucitador de caballos –(incluido en La efeba salvaje, Sexto Piso, 2017).

 

¿Mejor pase?

Mi mejor pase fue una raya violenta de excelente merca que me metí en Perú.

 

¿Mejor falta?

Casarme tres veces.

 

¿Tu partido más memorable?

Aquel en el que Santos eliminó a Tigres con dos goles de Oribe Peralta en menos de 20 minutos.

 

El VAR va a entrar en funciones en este Mundial. ¿Qué episodio de la historia del futbol crees que pudo haber sido diferente si hubiera existido el VAR? ¿El mundo sería distinto?

No sé si el mundo sería distinto, de lo que estoy seguro es que México quizá habría calificado al quinto partido si el VAR hubiera demostrado que el clavado de Robben no era penal. Por otro lado, no hubiera existido la mano de dios.

 

¿Cómo le irá a México en Rusia 2018?

Ese primer partido se antoja como una invitación directa a hacer las maletas.

 

¿Quién será campeón?

Alemania, sin duda. Van a repetir la hazaña.

 

¿Quién será el caballo negro?

El único maldito caballo negro es el álbum Panini, es imposible llenarlo.

 

¿Qué pasaría si México fuera campeón?

Empezaría a pensar que no soy mexicano.

 

Él es Carlos Velázquez. Síguelo en Twitter.