Guía definitiva para gozar Los Ángeles

Es mucho más que playas, bikinis y estrellas de cine, es tendencia en bares y restaurantes.

Autor: Redacción Maxim 8 Febrero, 2017


Foto: Cortesía Mama Shelter Hollywood.

 

Los Ángeles es mucho más que playas, bikinis  y estrellas de cine. claro, tiene mucho de eso, pero en estos días la ciudad cuenta con algunos de los mejores restaurantes, bares y zonas de estados unidos. aquí, nuestra guía de información privilegiada de L.A.

– Rooftop Bars –

Perch

Hill st. 448, Los Ángeles

 

Flotando 16 pisos por encima del horizonte de la ciudad, este bistro y salón de estilo francés elevó, literalmente, la escena nocturna del centro de la ciudad de Los Ángeles cuando se inauguró en el 2011. Pide la Penicilina, una mezcla de néctar de agave y elíxir de jengibre, y reserva una de las chimeneas al aire libre adornadas bajo las estrellas. —Amanda Eberstein

 

Catch LA

Melrose Ave. 8715, West Hollywood

Desde su apertura a finales de septiembre, este local favorito de la costa oeste de Nueva York se ha convertido en el lugar para ver y ser visto en la ciudad de Los Ángeles. El amplio espacio de 8,000 metros cuadrados cuenta con un gran comedor de 340 asientos al aire libre —con un techo retráctil para el raro día lluvioso—, con vistas al centelleante West Hollywood Design District. Pero es la escena en el interior lo que ofrece las vistas más impresionantes de todas. Se disfruta mejor en una esquina con el banquete de
un plato de atún de trufa sashimi.

 

Mama Shelter

Selma Ave. 6500, Los Ángeles

Ubicado en el sexto piso del hotel —la primera situada en Estados Unidos de la marca de hotel parisina de culto—, su rooftop está cubierto de techo móvil y tiene una vista de 360 grados que se extienden desde el letrero de Hollywood a DTLA y a veces hasta el océano Pacífico. La estética de Mama Shelter se inspira en los trópicos, con mesas y sillas de madera vibrantes y un bar estilo palapa. El espacio bordeado de palmeras sirve un menú mediterráneo para el almuerzo y la cena, y tiene su propia pantalla de cine al aire libre.

 

Ace Hotel Downtown

South Broadway 929, Los Ángeles

Situado en lo alto del edificio de la United Artists, desde 1927, este moderno salón interior-exterior ofrece un santuario urbano en el corazón de Downtown LA (DTLA). La elegante decoración de estilo marroquí proviene del colectivo de diseño local Commune, con una piscina de concreto inspirada en la residencia del difunto artista Donald Judd, de Marfa. Los cocteles rinden homenaje a vecinos como Little Tokyo y Hollywood & Vine, mientras que los deliciosos aperitivos incluyen tostadas de aguacate de California y Flamin ‘Hot Cheetos.

 

EP & LP

North La Cienega Blvd. 603, West Hollywood

La épica barra de 2,000 metros cuadrados en la azotea, con exuberantes jardines, tumbonas de gran tamaño, un pozo de fuego comunitario y vistas privilegiadas de las colinas de Hollywood, es uno de los principales atractivos de este punto caliente de dos niveles, inaugurado en mayo de 2015. El chef australiano Louis Tikaram sirve platos del sudeste asiático, como bao de cangrejo de concha blanda y papas fritas orgánicas de tofu junto a las bebidas inventivas —opta por uno de sus exclusivos cocteles de té de burbujas con perlas de baobab con sabor a fruta—. Se puede disfrutar cenas completas en el restaurante de abajo.

EP & LP es un bar de 2,000 metros cuadrados en la azotea con vistas a las colinas de Hollywood.

– Nightlife –

 

El Walker Inn

West 6th st. 3612, Los Ángeles

Un lugar para entusiastas de los cocteles, al este del Koreatown, de 27 plazas, se accede a través de una discreta entrada detrás del Normandie Club en el Hotel Normandie. Haz una reservación con anticipación para asegurar un lugar en el bar de siete personas, donde los talentosos mixólogos del Walker Inn llevan a los huéspedes a hacia una experiencia omakase de dos o más cocteles cuidadosamente elaborados. El menú cambia cada seis semanas y siempre se apega a una idea específica. Los temas anteriores se han extendido desde “Pacific Coast Highway” hasta Wet Hot American Summer.

 

Clifton’s Cafetería

South Broadway 648, Los Ángeles

Después de una restauración de cinco años, la cafetería más antigua de la ciudad se reabrió en el 2015 como un destino multiuso para comer y salir de noche. La adición más reciente al histórico espacio de seis pisos es el bar tiki The Pacific Seas, subiendo una escalera oscura en el cuarto piso. Decorado con un estilo polinesio vintage, imagina el trabajo tradicional de paja, un mural pintado a mano y una barra hecha de caoba de Chris Craft, el lugar incluye cocteles tropicales clásicos como Mai Tais y Fog Cutters, artistas en vivo y la oferta de mariscos.

 

Doheny Room

Santa Monica Blvd. 9077, West Hollywood

El último concepto de los brujos de la hospitalidad en SBE Entertainment, este restaurante lounge es donde los jóvenes de Los Ángeles van a soltarse. Los miércoles y sábados son noches de promoción, lo que significa que es probable que conozcas alguien después de librar las cadenas de terciopelo de la entrada. Una vez adentro, toma una mesa por la pared tropical, pide un Delgado Dorado, y ponte en ritmo con la escena.

 

MmHmmm at The Standard, Hollywood

Sunset Blvd. 8300, West Hollywood

Escondido detrás de la cocina de André Balazs’ Standard, Hollywood, este club nocturno subterráneo es conocido por sus competencias de baile estridentes que atraen a la élite de Hollywood, como Mick Jagger, Kate Beckinsale y Bradley Cooper. La escena es especial los sábados por la noche, cuando el punto caliente se transforma en Giorgio’s, una discoteca completa con una bola de disco brillante y una banda sonora de los años 70.

 

The Nice Guy

North La Cienega Blvd. 401, Los Ángeles

Uno de los favoritos de los jóvenes de Hollywood —sí, puede estar Gigi Hadid y Kendall Jenner en la esquina—, este lounge de sólo reservas de H. Wood Group se asemeja a un bar mafioso de la vieja escuela. Con cómodas cabinas estilo diner y un menú sencillo de clásicos italianos que incluyen dedos de mozzarella y lasaña, y bebidas como Bobby Soxer (whisky Jameson Black, jugo de limón fresco y pimienta de cayena) y Polkey Punch (una mezcla de rones Havana Club, coñac Hennessy VSOP, piña y clavo), mantienen la fiesta toda la noche.

 

Beacher’s Madhouse

Hollywood Blvd. 7000, Los Ángeles

Después de un breve paréntesis, esta discoteca peculiar inspirada en el vodevil hizo su triunfal regreso al recién renovado teatro del Hollywood Roosevelt Hotel en octubre. Además del habitual elenco de personajes tontos —como los infames camareros Flying Little Person— buscan nuevos talentos, como un mini Kanye West y bailarines burlescos. —AE

 

– Restaurantes –

 

Baroo

Santa Monica Blvd. 5706, Los Ángeles

Si hay algún restaurante indicado de donde se dirige la escena de la comida de la ciudad, es esta pequeña cocina de 19 lugares ubicada en un centro comercial. Es supervisado por el ambicioso chef coreano y copropietario Kwang Uh, quien se entrenó en el Noma antes de mudarse a LA en el 2015. Este restaurante experimental ofrece un menú siempre rotatorio que pone giros en los clásicos asiáticos como el kimchi fermentado de piña y arroz frito kimchi. El resultado es una combinación sorprendente de comodidad e imprevisibilidad que ha ganado las críticas y el reconocimiento de Baroo por la Fundación James Beard. –AE

 

Gjelina

Abbot Kinney Blvd. 1429, Venice

Desde su inauguración en el 2008, este restaurante eternamente repleto ha ayudado a transformar el asoleado paraíso de surf de Venice en un barrio muy buscado. El espacio rústico tiene una zona de bar comunal en la parte delantera y un patio en la parte de atrás, con platos destinados a compartir. Comienza con una de las pizzas de pan plano del chef Travis Lett, antes de seguir con las costillas de cordero asadas y confit de pato crujiente.

 

Craig’s

Melrose Ave. 8826, West Hollywood

Cuando Craig Susser, el querido gerente del famoso restaurante italiano Dan Tana, abrió su propio grupo americano en el 2011, se convirtió de manera instantánea en una institución de LA. El ambiente del club es perfecto para una gran noche en la ciudad, con fans de celebridades como George Clooney y Ben Affleck, y platillos como rib-eye y pollo con miel y trufa.

 

Bestia

East 7th pl. 2121, Los Ángeles

El culto italiano favorito es ampliamente acreditado con el inicio de una nueva era de comedores sofisticados en DTLA, y con razón. El equipo de esposos, Ori Menashe y Genevieve Gergis, abrió el lugar de estilo industrial en el 2012 y ha estado sirviendo cocina regional deliciosa desde entonces. La comida, elaborada casi en su totalidad en casa, incluye pastas hechas a mano y creaciones saladas como hueso de médula tostado y branzino entero asado.

 

Jon & Vinny’s

North Fairfax Ave. 412, Los Ángeles

Los innovadores chefs de Los Ángeles, Jon Shook y Vinny Dotolo, han abordado casi todos los tipos de cocina. Después de irrumpir en la escena dinámica en el 2008 con Animal, un restaurante cárnico, siguieron con mariscos (Son of a Gun) y cocina francesa de alto nivel, con el aclamado Trois Mec. Pero es su lugar homónimo italiano, Jon & Vinny’s —inaugurado en 2015— el que elevó el dúo a superestrellas en cuanto a chefs del estado. Las pizzas, las pastas y las carnes en apariencia simples han encontrado a fans entre sus más ásperos críticos, incluyendo a Kanye West.

 

Nobu Malibu

Pacific Coast hwy. 22706, Malibú

Sí, el sushi del chef Nobu Matsuhisa es delicioso, pero en este punto caliente con vistas al océano Pacífico en Carbon Beach todo se trata de la escena. En este lugar abierto desde el 2012, el espacio limpio de madera se ha convertido rápidamente en un ícono de LA, con una amplia terraza al aire libre y asientos frente al mar que abastecen a la ciudad. Y ahora, con el nuevo puesto de Malibú de Soho House al lado, las multitudes —y los paparazzi— no muestran señales de desaceleración.

 

Tower Bar

Sunset Blvd. 8358, West Hollywood

Situado en el Sunset Tower Hotel de Jeff Klein, este elegante comedor y terraza ofrece el equilibrio perfecto entre estrellas y locales. El legendario maître Dimitri Dimitrov vigila el íntimo espacio de 80 plazas, donde clásicos platos americanos como hamburguesas y palmeras se combinan con uno de los mejores dirty martinis de la ciudad para ofrecer una sensación del Old Hollywood.

 

– Hoteles –

 

Petit Ermitage

Cynthia st. 8822, West Hollywood

Una alternativa excéntrica a la homogénea escena del hotel de lujo Petit Ermitage, que abastece a una clientela de cinco estrellas en un ambiente poco convencional. La boutique de 80 suites toma señales de todo el mundo: las suites tienen un ambiente decididamente europeo, mientras que una “cubierta de fuego” para proyecciones de películas al aire libre parece que fue arrancada directamente de Marruecos. Aunque la propiedad se posiciona como un territorio “bohemio” para “gitanos y vagabundos”, no te dejes engañar, también alberga una impresionante colección de obras maestras de Joan Miró, Robert Rauschenberg y Salvador Dalí.

 

The London West Hollywood

North San Vicente Blvd. 1020, West Hollywood

Si estás buscando la suite de hotel más grande de la ciudad, la encontrarás en The London West Hollywood. El penthouse de 7,000 metros cuadrados (que inicia en $15,000 dólares por noche) tiene dos dormitorios y un bar, además de una terraza cubierta con vistas de 360 grados, una cocina al aire libre, una chimenea y una ducha en la azotea. Las suites estándar, mientras no se comparen, son todavía algunas de las mejores de West Hollywood, y las cabañas de la piscina del hotel ofrecen un escape urbano idílico.

 

The Line

Wilshire Blvd. 3515, Koreatown

Tendrás dificultad para encontrar un hotel sin esfuerzo como The Line. Desde su inauguración a principios del 2014, la boutique industrial-meet-modern ha conseguido poner Koreatown en el mapa como uno de los barrios más concurridos de LA. Las habitaciones tienen ventanales con vistas a las colinas de Hollywood y el Observatorio Griffith, pero las ofertas de comida y bebida son sin duda el punto más vendido de The Line: hay un programa de cocteles asesinos (incluyendo el 80 Speakeasy Break Room 86). Además de dos restaurantes y una cafetería, todos dirigidos por el rey de
la barbacoa, Kogi Roy Choi.

Foto: Rick Poon/Cortesía Hotel The Line.

 

Chateau Marmont

Sunset Blvd. 8221, West Hollywood

Entre los literatos que han escrito novelas aquí (Hunter S. Thompson, F. Scott Fitzgerald) y las estrellas de rock y starlets que se han mudado (Jim Morrison, Lindsay Lohan), el Chateau ha consolidado su estatus como la principal dama de la escena del hotel de Los Ángeles desde su inauguración en 1929. Es un refugio intacto pero de alto perfil en la Sunset Strip con 63 habitaciones, incluyendo bungalows, suites y áticos diseñados para dar a los huéspedes la sensación de Old Hollywood en un entorno que es más relevante que nunca.

 

Nobu Ryokan

Pacific Coast hwy. 22752, Malibú

El maestro del sushi convertido en hotelero, Nobu Matsuhisa, está trayendo la hospitalidad japonesa a SoCal con su Nobu Ryokan. Una vez terminada, la propiedad de 18 habitaciones situada a pocos pasos del restaurante homónimo de Nobu se asemejará a una posada japonesa tradicional o ryokan.

 

Sunset Marquis

Alta Loma rd. 1200, West Hollywood

Alojarse en el Sunset Marquis es esencialmente un rito de paso para los músicos de Hollywood; el hotel ha recibido a la realeza del rock and roll como U2, Aerosmith y The Rolling Stones. Pero la gente común (o más específicamente, la gente común que aprecia las cosas más finas) se sentirá en casa aquí también. La propiedad, de 2.5 kilómetros cuadrados, cuenta con 152 villas estilo mediterráneo y un lema perfecta-mente ejecutado: “Estrella del rock a su izquierda. Famoso actor a su derecha.  Estás en el Sunset Marquis o en un centro de rehabilitación”. –Lindsay Silberman

 

 

– Escapes –

 

Malibú

Menos de una hora

Este tramo de 32 millas de costa justo al norte de Santa Mónica y Pacific Palisades atrae fuera de la ciudad buscando sol, surf y arena. Reserva una habitación en el Malibu Beach Inn en Carbon Beach antes de dirigirte a Mastro’s Ocean Club o Nobu Malibu para una carnes sensacionales, mariscos y sushi. Refresca tu guardarropa en John Varvatos, Ted Baker y Vince en el Malibu Country Mart, y disfruta de Cuba libre o caipirinhas en el Café Habana Malibu de Rande Gerber.

 

Pioneertown

Menos de dos horas

La mayoría de los viajeros que se dirigen hacia el este por la I-10 están enlazados a Palm Springs, pero aquellos que deseen un ritmo más lento —y acceso al Parque Nacional Joshua Tree— deben ir hacia el norte por Twentynine Palms Highway hasta Pioneertown. En esta ciudad fronteriza de 1880, construida por las leyendas de Hollywood Roy Rogers y Gene Autry en 1946 para el cine y la televisión, encontrarás el restaurado Pioneertown Motel, que ofrece alojamiento rústico, inspirado en el desierto. Disfruta de música en vivo y barbacoa en Payle & Harriet’s Pioneertown Palace.

 

Valle de Santa Ynez

Menos de tres horas

Ubicado en el Condado de Santa Bárbara, ganó reconocimiento nacional gracias a la película de 2004 Sideways. Las ciudades de Ballard, Buellton, Los Olivos, Santa Ynez y Solvang cuentan con una serie de viñedos, salas de degustación, restaurantes y salas de tap, como Fess Parker Winery & Vineyard, sala de cata de Carhartt Vineyard, S.Y. Cocina, y Figueroa Moun-tain Brewing Company. Alójate en el Landsby, ubicado en el centro de Solvang, o pulsa los enlaces en Alisal Guest Ranch & Resort, un rancho con dos campos de golf de 18 hoyos de campeonato.

 

Imperial County

Menos de cuatro horas

En el extremo sureste de California, bordeando Arizona y México, se encuentra Imperial County. La región del desierto es el hogar de dos lugares únicos que vale la pena visitar: las Dunas de Algodones, las Dunas de Arena Imperial o las Dunas de Glamis, y la Montaña de la Salvación. La mayor masa de dunas de California, que se extiende más de 25 km, es un paraíso para los ciclistas de ATV, todoterreno y, en algunos casos, motoci-clistas de octubre a abril. La Montaña de la Salvación —una instalación de arte al aire libre trippy consistente en murales y tallas— fue creada por el difunto artista Leonard Knight como un “tributo a Dios”.

 

Pebble Beach

Menos de cinco horas

Durante 13 años consecutivos, Golf Digest ha clasificado a Pebble Beach Golf Links como el mejor campo de golf público de América. El sitio de cinco campeonatos de U.S. Open ha sido escenario para los grandes como Jack Nicklaus, Tom Watson y Tiger Woods. Relájate entre rondas en la íntima Casa Palmero en Pebble Beach o el recién renovado Bernardus Lodge & Spa en el cercano Valle de Carmel. —Elizabeth Jenkins

 

Pebble Beach, Monterey, California, Estados Unidos.

 

 

 

 

 

 

 

Temas relacionados con esta nota:     , , , ,