Una joya del Pacífico por disfrutar: Ixtapa Zihuatanejo

Después de conocer su desbordada belleza y cálidas bahías, solo queda el deseo de volver.

Autor: Redacción Maxim 8 noviembre, 2017


Por Alejandra Hamann Moreno

 

Después de conocer su desbordada belleza y cálidas bahías, solo queda el deseo de volver.

 

Este refugio oculto en México, es un tesoro turístico enmarcado por hoteles de lujo, restaurantes sofisticados que tienen la dosis perfecta entre descanso y diversión.

 

 

En ocasiones la lista de destinos para olvidarse totalmente de la vida agitada de la ciudad, el trabajo y los pendientes inquietantes del día a día, son cada vez más reducidos por los costos, las aglomeraciones o la disponibilidad. Mi ideal es relajarme en un paraíso rodeado de playas como, Ixtapa Zihuatanejo, un edén soñado, ubicado en la costa del Pacífico Mexicano (estado de Guerrero), ideal para los amantes de la gastronomía, las actividades acuáticas y el confort.

 

 

Cuando escuché por primera vez sobre este escape paradisiaco, exploré no solo sus raíces, también todas las opciones para gozarme sin atajos (de principio a fin), esta acogedora parada. Identifiqué que la mejor forma para arribar es tomar un vuelo directo desde CDMX con Aeroméxico; me gusta viajar cómoda y a tono. Entre las lecturas que encontré, leí que el nombre Ixtapa proviene de la lengua Náhuatl que significa, ‘lugar que tiene blanco encima’, título que esta región ostenta por tener espléndidas playas teñidas en arena pálida y liviana.

 

 

 

Este territorio era conocido por ser una villa de pescadores y por sus plantaciones de cocos, hoy es una zona con dos identidades. La primera, surge por el esfuerzo de Ixtapa Zihuatanejo por proteger y exponer las tradiciones guerrerenses, a través de sus mercados, sinfonía de sabores y su arquitectura zihuatejana, donde los materiales autóctonos como, las palapas, los troncos de Brasil, las parotas, bambús o palmas secas, combinan con las fachadas color ocre. La segunda, se reconoce como la puerta de entrada a santuarios hoteleros para disfrutar en pareja, con amigos o la familia.

 

 

Al estar México tan cerca de Estados Unidos es usual encontrar cadenas norteamericanas como Starbucks o McDonald´s, bueno, en Zihuatanejo estos establecimientos no existen. Los peatones deben explorar el muelle de la Playa Principal o perderse entre las calles adoquinadas para tomar un rico café local. “Presumimos de este escenario y del clima, tenemos 360 días de sol al año. Este destino es una cara fresca para el mundo y para los interesados en descansar y encontrar el sabor genuino de México”, me dice Sandra Almaráz, Presidenta de la Asociación de Hoteles de Ixtapa Zihuatanejo y de la oficina de Convenciones y Visitantes de Ixtapa Zihuatanejo.

 

 

Para sumergirse en el paisaje de Ixtapa, hay que detallar en sus dos kilómetros de playa (Playa Larga, Playa Linda, El Palmar) el canalón de resorts y hoteles de primera categoría. Durante los 20 minutos que tarda el recorrido entre el aeropuerto internacional de Ixtapa Zihuatanejo a la zona hotelera de Ixtapa, en el panorama aparecen boutiques y campos de golf con vista al mar. Ahora bien, no hay que perderse o minimizar el placer de escuchar el sonido ambiente donde las olas se tropiezan con enormes formaciones rocosas.

 

 

Recomendación: Aeroméxico ofrece vuelos nacionales e internacionales a Ixtapa Zihuatanejo. El aeropuerto de este destino tiene diversos servicios de transporte terrestre, taxis y autobuses. Si el vuelo viene de otro país o hace escala en Ciudad de México, el Hotel City Express ofrece un estupendo confort y un completo desayuno sin costo desde las siete de la mañana, para tomar al día siguiente el vuelo a Ixtapa Zihuatanejo. Tiene unas espléndidas instalaciones con cobertura de WiFi en todas las áreas, recepción 24 horas, gimnasio, servicio de planchado y un importante plus es que ofrece servicio gratis de traslado al aeropuerto.
Temas relacionados con esta nota: