Kylie Vonnahme: Emociones de altura

    Kylie Vonnahme: Emociones de altura

    Una sesión de fotos desde la inmensidad de Nueva York con la modelo y generadora de contenido Kylie Vonnahme, sobre su trayectoria en la moda, proyecto de podcast y personalidad optimista.

    Autor: Aarón Martínez 19 julio, 2021


    Modelo: Kylie Vonnahme para Women360 Management

    Fotografía: Søren Mørk 

    Styling: Kristen lngersoll para Next Artists

    Cabello: Yoichi Tomizawa para Art Department

    Maquillaje: Tiffany Leigh Patton para Art Department

    Video por Ojo de Paz  y Diego Vargas

    Producción por T.Guimaraes para O.S.0.K Production NYC.

    “Crecí en las afueras de Dallas, Texas. Tuve una infancia soñada en la que amaba practicar deportes, pasar tiempo al aire libre, tener un asado en el patio trasero de mi casa con familiares y amigos, además de pasear en bote los fines de semana. Esas fueron algunas de mis actividades favoritas al crecer. La vida en casa era muy sana y no  cambiaría nada sobre el lugar donde me criaron. También, en mi contexto estudiantil, yo era la capitana de las animadoras en la escuela, el momento ideal eran los viernes por la noche, cuando se realizaban los partidos de futbol.

    Años atrás, existían en mí grandes inquietudes por ser médica, tenía puesta en la mira este deseo para convertirme en anestesióloga. Sin embargo, la vida siempre toma caminos inesperados, por lo que después de ser seleccionada para modelar en algunos castings, decidí seguir esa ruta.

    Y mientras no se trata de la exigencia que requiere el modelaje, en mi tiempo libre trato de probar cosas nuevas, conocer nuevos sitios, tomar clases de ejercicios o disciplinas distintas; y viajar, siempre que puedo lo hago. Además, trato de darme tiempo para trabajar en mi podcast de belleza y bienestar, se llama The Not So Simple Life, ese puede ser un gran punto de encuentro con la gente. Presento este programa con otra modelo llamada Sophie Longford. Entrevistamos a un invitado conocido en cada episodio. Acabamos de alcanzar nuestra marca de 50 episodios y ha sido un viaje muy divertido.

    Sobre algunas otras cosas, les puedo contar que cuando se trata de música, soy una gran admiradora de las décadas de los 60, 70 y 80. Y bueno, Madonna es mi chica preferida de todos los tiempos. Además, dentro de algunas de mis obsesiones, está la de coleccionar perfumes, me encantan los aromas, por ello tengo un armario lleno de lindas fragancias.

    En cuanto a la cultura, soy una gran entusiasta de explorar lo que otorga cada lugar, y si tuviera que elegir mi comida favorita, sería la mexicana, muero por un guacamole y unas margaritas picosas. He disfrutado de algunos destinos de México como Los Cabos, Cancún y Tulum, sus playas son increíbles.

    El modelaje y la industria

    Debo confesar que el modelaje está lleno de altibajos, pero en realidad eso es como en cualquier otro trabajo. En la parte divertida está la posibilidad de conocer a muchas personas cuya creatividad me asombra. En ese sentido, mi industria es un gran crisol. En lo que respecta a los aspectos complicados, probablemente sea el hecho de que se manejan horarios muy diversos; por lo general, nunca sé cómo será mi día siguiente hasta la noche anterior. Algunos días no me importa demasiado esto, pero es complicado ya que suelo planificar muy bien todas mis actividades.

    En cuanto a mis sueños profesionales, hay algunos que me llevan a imaginarme en una portada de Vogue o firmar un contrato de belleza exclusivo para marcas como Maybelline o Estée Lauder. También, admiro a muchos diseñadores por diferentes razones, en ese sentido, mis marcas de diseñador favoritas para vestir son Alexander McQueen, Isabel Marant, Zimmerman & Dion Lee, y claro, Donatella Versace, con quien he tenido la suerte de poder trabajar y estoy realmente inspirada por todo lo que ha logrado en su carrera.

    Y mientras eso sucede, espero poder viajar a África, sería increíble hacer una sesión de fotos en medio del safari. Además de seguir carreras de mujeres tan increíbles como las de Karlie Kloss y Miranda Kerr, quienes tomaron sus carreras como modelos para hacer seguidores y utilizaron sus plataformas para construir otros negocios. Me encanta la idea de llegar a ser mi propia jefa de mi propia empresa algún día; así que realmente admiro a las modelos que han hecho esto por sí mismas fuera del mundo de la moda.

    En lo personal, me veo a mí misma como una mujer con una misión, confío en quién soy y en lo que estoy haciendo, y siempre soy muy optimista sobre lo que vendrá en el futuro. Mi mejor cualidad es mi mentalidad optimista. Puedo y siempre encontraré un lado positivo en las cosas cuando la vida me las presente. La positividad me mantiene en movimiento y me encanta compartir esto con todos los que me rodean”.

Una sesión de fotos desde la inmensidad de Nueva York con la modelo y generadora de contenido Kylie Vonnahme, sobre su trayectoria en la moda, proyecto de podcast y personalidad optimista.