Nominación al Grammy en tiempos de Trump: Carla Morrison | Maxim México tiene todo lo que necesitas para disfrutar de la vida | Maxim México

    Nominación al Grammy en tiempos de Trump: Carla Morrison

    Una revolucionaria compositora independiente que se mantiene fiel a su proyecto y a sí misma.

    Autor: Javier Malo 15 febrero, 2017


     

    Originaria de Baja California, en 2011 rompió el record de capacidad para el escenario que la recibió en su primer Vive Latino como solista, aunque sorprendentemente un año antes en ese mismo festival, formaba parte del coro de Julieta, sin imaginar que ella sería una estrella varios meses después. Es una chica extraordinaria, razón por la que charlamos con ella sobre su carrera y todo lo que ha  cruzado para llegar a este punto.

     

    La aceptación del público contigo fue asombrosa en 2011 cuando tuviste tu primer Vive Latino y tan sólo un año antes estabas en el coro de Julieta en el mismo festival, ¿cómo dominas esos nervios?

     

    Puedo estar nerviosa antes de un show pero no se compara con el nervio que genera el azúcar, ahora sólo consumo el azúcar de las frutas. Aunque tomo muy en serio mi proyecto, al final del día tengo la seguridad de lo que estoy haciendo, creo que estaría más nerviosa si no hubiera ensayado nada, pero me preparo mucho emocionalmente para todo eso.

     

    ¿Siempre supiste que la música era tu camino?

     

    Muchos sucesos que pasaron en mi vida me prepararon al punto de estar lista para compartir, creo que la música siempre fue mi primer escape y mi manera más bonita de transformar todo lo que me podía llegar a atormentar…

     

    Aunque confieso que mi primer intención con la música era componer para artistas, no cantar. Quería ser maestra de universidad, pero antes de eso me llamaba mucho la atención ser astronauta, abogada o algo así.

     

    ¿Por qué tu tema favorito es el amor?

     

    Por mucho tiempo sentí que en la música mexicana hubo un boom bien bonito hace muchos años, donde del amor se hablaba de una manera hermosa y sentía que hoy en día yo no tenía con quien identificarme completamente, nadie que hablara del amor de una manera tan fuerte, tan cruda o tan real. Para mí es súper bonito hablar del amor, porque te hace hacer cosas muy locas pero también muy bonitas para ti, por eso me gusta mucho cantarle.

     

    Eres una chica muy romántica en tus canciones, ¿también en tu día a día?

     

    Pues una vez a mi pareja en su cumpleaños le llevé serenata, le pedí sus canciones favoritas para hacerle un playlist y tuve que inventar que iba a hacerle una lista en YouTube, porque en esa época no existía Spotify. Él era muy fan de José Alfredo Jiménez y con esa lista, me salí corriendo de su cumpleaños a Garibaldi para buscar un mariachi y le cantaron toda la lista.

     

     

    ¿Cómo crees que influencia tu música a las personas que te escuchan y te siguen?

     

    Siento que mi música es muy clara y no ando con rodeos, siento que eso permite que cualquier otra persona sienta libertad de ser como realmente son.

    Cuando yo he seguido a otros artistas, eso también me sucede y me inspira.

     

    Además de ser un sello independiente, te distingues exactamente por ser tú misma, auténtica, ¿qué retos ha representado eso?

     

    Un montón de cosas. A sentirte no valorada, cuando eres independiente, cierto tipo de medios no te valoran porque no tienes el respaldo de una disquera y no te ven como alguien real; como mujer, mi imagen ha sido un reto, porque no soy una chica súper flaca o súper perfecta y todo eso en lo que las chicas se esmeran mucho cuando están en la industria; además, hay mucho del bullying de los haters y llega un punto en donde te sientes mal porque eres cursi porque a veces no puedes evitar que te hagan sentir como un bufón.

     

    Te enfrentas a tener que estar comprobando tu lugar, decir: “yo sí valgo, aunque soy independiente, aunque tenga tatuajes, aunque diga lo que pienso tal cual”.

     

    ¿De dónde sale la inspiración para seguir adelante?

     

    Creo que una de las cosas es que crecí con una mamá muy fuerte, siempre me ayudó a ignorar todo eso y no poner mucha atención a la gente. Al final del día, aunque digan cosas muy buenas o cosas muy malas, yo soy la que tiene mi realidad y también creo que la práctica del budismo me ha ayudado mucho en varios aspectos.

     

    Con las giras, compromisos y agenda cada vez más saturada, ¿cómo le haces para encontrar tiempo para ti y la práctica del budismo?

     

    Trato de leer, lo intento. Budismo moderno de Geshe Kelsang es muy bonito, todos sus libros lo son. Te enseñan básicamente todos los principios enfocados hacia occidente, la gente lo puede entender y no es como budismo del Tíbet, puedes ir con tu vida normal y tener esta práctica presente contigo, además voy a clases de meditación.

     

    Cada vez sales más de viaje y conoces nuevas experiencias, ¿a dónde te gusta viajar?

     

    Hay muchos lugares en México, pero hace poco me enamoré muy cabrón de La Paz, Baja California, es muy lindo ese lugar; también tocamos en Mérida y me pareció un lugar súper especial. Sobre todo, en mi maleta no pueden faltar esencias y mi difusor, a veces entra mi equipo a la habitación y se ríen de que parece como un SPA.

     

    Con tus giras y festivales, has recorrido prácticamente todo México, ¿qué es lo que más te enamora del país?

     

    Siento que es un país precioso, bajo construcción y reconstrucción, pero tenemos muchas cosas bellas que ofrecer. Me gusta mucho la calidez humana que hay, me gusta mucho que la comida es muy reconocida en todas partes, me encanta que seamos tan cálidos con los extranjeros; he ido a países donde no importa de dónde seas, te ignoran un poco y aquí en México tenemos la iniciativa de ser amigables, muy querendones y eso me da mucho orgullo.

     

    Aunque creo que lamentablemente en México nos enfocamos tanto en la fe y en el amor, que dicen: “cuando no te va bien en el amor, te va bien en el dinero” o al revés, siento que nos pasa un poco eso, vamos y compramos todo, como por el amor a la virgencita, somos todo eso y lo demás lo tenemos un poquito abandonado, pero me encanta que tenemos muy bonitas cualidades como mexicanos.

     

     

    Y si fueras presidenta de México… ¿tú qué harías?

     

    Nunca le he tirado a eso, pero siento que México necesita muchas tuercas para que se aprieten, creo que muchos de nuestros defectos como personas y sociedad en México, desde que todo se toma como un chiste, me parece una cualidad muy bonita del mexicano, pero necesitamos seriedad; me siento como un país adolescente que no ha tomado las cosas en serio, que siempre se conforma y le da hueva, y yo me incluyo. Es importante recordarle a la gente los valores, los principios y mejorar la educación en las escuelas porque está fatal.

     

    No sé si pudiera ser presidenta, pero sí siento que es algo que probablemente nuestros hijos o las generaciones futuras van a hacer, porque nosotros podemos intentarlo, pero hay mucho dinosaurio que no quiere cambiar, no quiere dejar el pasado y un poco estamos en la traba.

     

    Ahora tienes gran impulso en la industria de la música y este año te nominaron a los Grammy Awards…

     

    Sí, es asombroso y más ahora, en estos tiempos de Trump, es muy especial estar nominada a los Grammy y creo que quien sea que se lo lleve en la categoría como latino, es muy especial, porque al final del día estamos unidos y no todos pensamos como este pedazo de mierda.

     

    Soy artista pero sí estoy muy en contacto con todo lo que está pasando y creo que no todo tiene que dar vuelta alrededor de mi música ni de mi proyecto en la vida, por eso me gusta postear sobre temas que nos atañan, estoy involucrada porque nos va a afectar muy cabrón.

     

    Recientemente fui a la marcha de la mujer y me gustó mucho participar, porque al final del día hago música de amor, pero hay más cosas que mi música. Hay que estar proactivos.

     

    Por último, algo que a muchos llama la atención son tus tatuajes, ¿ tienen alguna relación con tus canciones o son de vivencias?

     

    Solo uno tiene relación, “apagar mi mente” de una canción del álbum Déjenme llorar, el tatuaje de Piensa en mi, es de la canción de Agustín Lara y me lo puse porque aunque siento que es una canción que es de amor, yo siento que es para Dios, es una canción muy fuerte y muy hermosa.

     

    Temas relacionados con esta nota: , ,

Una revolucionaria compositora independiente que se mantiene fiel a su proyecto y a sí misma.