Tesla marca la pauta con el semitráiler eléctrico

    Tesla marca la pauta con el semitráiler eléctrico

    El Tesla Semi es el tráiler cuyas prestaciones proyectan la revolución de la industria del transporte. Aerodinámico, seguro y, por supuesto, eléctrico.

    Autor: Redacción Maxim 20 agosto, 2018


    FOTO: Cortesía

     

     

    Dentro de la carrera por llevar los vehículos al contexto eléctrico, ahora la atención se centra en los transportes de carga, y es inevitable que se espere que Tesla marque la pauta.

     

    Al respecto, la compañía de Elon Musk puso en marcha su proyecto Tesla Semi, el camión que se presume ofrecerá una mucho mejor experiencia para los conductores de camiones, a la vez que aumentará la seguridad y reducirá de forma significativa el costo del transporte de carga.

     

    FOTO: Cortesía

     

    Este proyecto pensado para que llegue al mercado entre 2019 y 2020, dependiendo de lo rápido que se puedan resolver algunos temas pendientes de desarrollo, tiene su mayor ventaja en el ahorro de los costos de energía ya que, con carga completa, el Tesla Semi consume menos de dos kilovatios-hora de energía por cada kilómetro y medio de recorrido y es capaz de alcanzar 800 kilómetros por cada carga completa.

    En lo que se refiere al poder de este semitráiler, sin remolque llega de 0 a 100 km/h en cinco segundos, en comparación con los 15 segundos de un camión diésel, y logra la misma velocidad con una carga 80 mil libras (unas 36 toneladas) en 20 segundos, tarea que a un camión diésel le toma casi un minuto.

     

    FOTO: Cortesía

     

    A diferencia de otros camiones, la cabina del Semi está diseñada con un solo asiento al centro para una visibilidad óptima. Además, dispone de dos pantallas táctiles situadas de manera simétrica a ambos lados del controlador, que proporcionan un fácil acceso a la navegación, el control del punto ciego y el registro electrónico de datos.

     

    FOTO: Cortesía

     

    FOTO: Cortesía

    La seguridad está al más alto nivel, con una batería reforzada que protege al Semi del impacto y le proporciona un centro de gravedad excepcionalmente bajo. Su parabrisas está hecho de vidrio resistente a los golpes. El jackknifing (giro accidental de la cabina) se previene debido a los sensores a bordo del Semi que detectan inestabilidad y reaccionan con torsión positiva o negativa en cada rueda mientras actúan de forma independiente todos los frenos. Las cámaras envolventes asisten a la detección de objetos y minimizan los puntos ciegos, que alertan al conductor sobre peligros y obstáculos de seguridad. Con el Autopilot, el Tesla Semi presenta frenado de emergencia automático, mantenimiento autónomo del carril, advertencia de cambio de carril y grabación de eventos.

    Aunque está mucho por verse aún, la llegada del Tesla Semi promete ofrecer ahorros masivos en costos de energía, rendimiento, eficiencia y confiabilidad. ¿Podrá la compañía de Silicon Valley portar el nuevo estandarte de los vehículos de carga?

     

    Hablando de motor, el Tesla Roadster, es el auto más veloz del mundo.

     

    FOTO: Cortesía

     

     

     

    Temas relacionados con esta nota: , , ,

El Tesla Semi es el tráiler cuyas prestaciones proyectan la revolución de la industria del transporte. Aerodinámico, seguro y, por supuesto, eléctrico.